Televisores Gratis: La Revolución de Telly y el Poder de tus Datos

Daniel Gómez
7 min readMay 23, 2023

La compañía norteamericana Telly tiene un plan audaz: lanzar al mercado 500.000 televisores de 55 pulgadas con resolución 4K y compatibilidad con HDR, y el precio será nada menos que $0. ¿El truco? Una segunda pantalla embebida en la parte inferior del televisor que muestra publicidad.

La Propuesta de Valor de Telly: Televisión Gratis a Cambio de tus Datos

El fundador de Telly, Ilya Pozin, también creador de Pluto TV, argumenta que las empresas ganan miles de millones de dólares con los anuncios que se muestran en los televisores, mientras que los consumidores han tenido que pagar tanto por la televisión como por el contenido que ven.

Telly planea cambiar eso, registrando los hábitos de consumo de contenido de los usuarios y vendiendo esos datos a intermediarios de datos. Aquellos que no deseen compartir esa información tendrán que devolver el televisor o pagar 500 dólares.

Al registrar los hábitos de consumo de contenido de los usuarios, desde qué series o películas miran, a las búsquedas que hacen, cuántas personas se sientan frente a la pantalla, entre otros, Telly recopila una gran cantidad de información valiosa. Esta información incluye datos demográficos y de comportamiento, como la ubicación del usuario, el nivel de ingresos, el tipo de automóvil que posee, la fecha de vencimiento de su contrato de arrendamiento, sus lugares de compra y sus equipos deportivos favoritos. Todo esto se obtiene a través del proceso de registro y del uso de la tecnología ACR (Reconocimiento Automático de Contenido) en el televisor.

Una vez que Telly ha recopilado estos datos, los vende a intermediarios de datos, que son empresas especializadas en el análisis y la comercialización de información de usuarios. Estas empresas luego utilizan los datos para ayudar a otras empresas a desarrollar estrategias de marketing más efectivas y personalizadas. Además, Telly también genera ingresos a través de la publicidad que se muestra en la segunda pantalla de sus televisores.

La Tecnología: Reconocimiento Automático de Contenido (ACR)

El Reconocimiento Automático de Contenido (ACR, por sus siglas en inglés) es una tecnología que permite a los dispositivos electrónicos, como los televisores, identificar y catalogar el contenido que se está reproduciendo en la pantalla. Funciona a través de algoritmos y técnicas avanzadas que analizan y comparan el contenido visual y de audio con una base de datos de contenido conocido. Esto permite a la tecnología ACR identificar de forma precisa películas, programas de televisión, anuncios publicitarios, música u otros contenidos multimedia.

Esta tecnología no es exclusiva de Telly, de hecho, es ampliamente utilizada por otros fabricantes de televisores. Por ejemplo, los televisores inteligentes de Samsung utilizan tecnologías de reconocimiento automático y servicios como “SyncPlus” y “Nuance Dragon TV” para identificar los hábitos de consumo de contenido de sus usuarios. Los Smart TVs de LG han implementado ACR a través de servicios como “LivePlus”, mientras que los televisores Sony Bravia incorporan ACR para ofrecer funciones de reconocimiento automático de contenido y recomendaciones personalizadas. Además, los dispositivos de Vizio utilizan la tecnología ACR en su plataforma SmartCast para ofrecer características como recomendaciones de contenido y presentar publicidad dirigida.

Todos estos fabricantes utilizan la tecnología ACR para recopilar datos valiosos sobre el comportamiento de los usuarios, que luego usan para personalizar la publicidad, mejorar la experiencia del usuario y venderlos a intermediarios.

El Valor de tus Datos: El Producto Eres Tú

A pesar de que Telly es transparente sobre el uso de los datos que recopila, muchos se preguntarán sobre los aspectos de privacidad relacionados con esta propuesta. ¿Estás dispuesto a cambiar tu privacidad por un televisor de 55 pulgadas?

“Si no estás pagando por el servicio, el producto eres tú.”

El modelo de negocio de Telly pone de manifiesto una realidad que la mayoría de los usuarios de servicios digitales olvidamos: el gran valor de los datos de los usuarios. Si no estás pagando por el servicio, el producto eres tú.

El Mercado de los Intermediarios de Datos: Un Negocio en Auge

En 2019, El mercado global de intermediarios de datos se valoró en 232 mil millones de dólares y se espera que crezca hasta alcanzar los 345 mil millones de dólares en 2026.

También conocidos como corredores de datos, los intermediarios de datos son empresas que recogen legalmente la información de los usuarios a través de Internet y de fuentes fuera de línea, los compilan, relacionan y luego los ofrecen a otras compañía que operan en diferentes sectores industriales para el desarrollo de estrategias de marketing.

El creciente número de usuarios de redes sociales en todo el mundo, junto con la alta penetración de dispositivos móviles, está generando grandes cantidades de datos de los consumidores. Además, la penetración de IoT en diferentes mercados, y el creciente número de dispositivos conectados en todo el mundo son factores clave que complementan el crecimiento del mercado los próximos años.

El valor de los datos de los usuarios radica en la capacidad de estas empresas para obtener información detallada y precisa sobre los intereses, comportamientos y preferencias de los consumidores. Esto les permite personalizar la publicidad y los mensajes promocionales, mejorar las estrategias de marketing y, en última instancia, generar ingresos a partir de la venta de productos y servicios.

El Valor de tus Datos Personales: Más Valiosos que el Televisor Mismo

La verdad es que los datos personales de los usuarios de los televisores pueden ser más valiosos que el televisor mismo, a tal punto que podrían ser gratis. Telly puede amortizar los costos de producción, las certificaciones, las licencias y los costos de comercialización de sus televisores y aun así percibir ganancias en el mediano plazo.

A diferencia de los fabricantes tradicionales de televisores, cuyo modelo de negocio se basa en la venta de hardware, Telly se acerca más a un modelo de “Device as a Service” (DaaS). En este modelo, el dispositivo (en este caso, el televisor) se ofrece de forma gratuita, y la empresa genera ingresos a través de servicios asociados al dispositivo. En el caso de Telly, estos servicios están relacionados con la recopilación y venta de datos de los usuarios. Por lo tanto, aunque los usuarios no pagan dinero por el televisor, están pagando con algo que puede ser aún más valioso: su privacidad.

Es importante destacar que los fabricantes de televisores tradicionales, aunque venden sus dispositivos, también recogen y utilizan los datos de sus usuarios. Muchos de estos fabricantes tienen controles de privacidad que permiten a los usuarios limitar la cantidad de datos que se recogen, pero la realidad es que la mayoría de los usuarios no ajusta estas configuraciones o no está completamente consciente de la cantidad de datos que se están recogiendo. Por lo tanto, aunque los usuarios están pagando por sus televisores, también están “pagando” con sus datos. Esto plantea la cuestión de si los fabricantes de televisores tradicionales deberían ser más transparentes sobre cómo utilizan los datos de los usuarios y si deberían ofrecer a los usuarios la opción de “pagar” por sus televisores con dinero o con datos.

En el futuro, es posible que veamos un cambio en la industria del hardware que se asemeje a lo que ya hemos visto en la industria del software. Muchos servicios de software, como las redes sociales y las aplicaciones de correo electrónico, se ofrecen de forma gratuita a los usuarios, pero se financian a través de la recopilación y venta de datos de los usuarios. Este modelo de negocio ha demostrado ser extremadamente rentable para las empresas de software, y es posible que las empresas de hardware comiencen a adoptar un enfoque similar.

¿Vale la pena renunciar a la privacidad por un servicio o producto gratis?

La propuesta de Telly de ofrecer televisores gratuitos a cambio de datos de los usuarios podría ser un indicio de una tendencia emergente. Si este modelo de negocio resulta ser exitoso, podríamos ver a más fabricantes de hardware ofreciendo productos gratuitos o con grandes descuentos a cambio de los datos de los usuarios. Esto podría cambiar radicalmente la forma en que los consumidores adquieren y utilizan los productos de hardware, al igual que los servicios de software gratuitos han cambiado la forma en que interactuamos con la tecnología digital. Sin embargo, este cambio también plantea importantes cuestiones sobre la privacidad y la seguridad de los datos, que tendrán que ser abordadas a medida que esta tendencia se desarrolle.

A medida que avanzamos en la era digital, la cuestión del valor de los datos personales se vuelve cada vez más crítica. ¿Serán los usuarios conscientes del valor real de sus datos personales? ¿Entenderán que, aunque no estén pagando con dinero, están pagando con algo que puede ser aún más valioso? La propuesta de Telly de ofrecer televisores gratuitos a cambio de datos de los usuarios podría ser un paso hacia una mayor conciencia de este valor, pero también plantea nuevas preguntas sobre la transparencia y la privacidad.

La captura de datos personales está asociada a una serie de cuestiones complejas, incluyendo la transparencia, la privacidad, el consentimiento informado, el uso y la seguridad de la información. ¿Están las empresas siendo lo suficientemente transparentes sobre cómo utilizan los datos de los usuarios? ¿Están los usuarios dando su consentimiento informado para la recopilación y uso de sus datos? ¿Cómo se está utilizando esta información y cómo se está protegiendo? Estas son preguntas que debemos abordar a medida que avanzamos hacia un futuro en el que los datos personales se convierten en una forma de moneda.

Finalmente, la pregunta más importante puede ser: ¿vale la pena renunciar a la privacidad por recibir un servicio o un producto gratis? ¿Estamos dispuestos a permitir que las empresas recopilen y utilicen nuestros datos a cambio de un televisor, una aplicación o un servicio de correo electrónico? Y si somos libres de elegir, ¿estamos realmente eligiendo libremente, o nuestras elecciones están siendo influenciadas por la publicidad que explota nuestros intereses y deseos? Estas son preguntas difíciles, pero son preguntas que todos tendremos que enfrentar a medida que navegamos en un mundo cada vez más digital.

--

--

Daniel Gómez

Lawyer by day, law hacker & IT guru by night. Capturing life through a lens📷, grooving to killer tunes🎵. Exploring tech, law & innovation💡Medium musings.